Pensión por incapacidad

La prestación por invalidez está destinada a aquellas personas que sufren una incapacidad temporal o permanente de carácter físico o psíquico, sean de nacimiento o no, que anulan o modifican la capacidad física, psíquica o sensorial de la persona para el normal desarrollo de una actividad profesional. Esta prestación varía en función de los diferentes grados de incapacidad que se recogen dentro de la acción protectora del Régimen General y de los Regímenes Especiales.

En Tramia, un equipo de profesionales cualificados realiza todas las gestiones y estudia cada caso en detalle para solicitar la prestación por incapacidad y calcular la cuantía según el grado de invalidez, temporal o permanente, sin realizar desplazamientos y a través de Internet.

Selecciona en el formulario el trámite que deseas realizar:

Incapacidad temporal

La incapacidad temporal es una prestación económica que trata de cubrir la disminución de ingresos que se produce cuando un trabajador, debido a una enfermedad o accidente ya sea laboral o no, está incapacitado temporalmente para desempeñar sus funciones y precisa asistencia sanitaria de la Seguridad Social.

Incapacidad permanente

La incapacidad permanente trata de cubrir, en la modalidad contributiva, la pérdida de rentas salariales que sufre una persona que, tras ser sometida a un tratamiento prescrito y haber sido dada de alta posteriormente, presenta una reducción anatómica o funcional grave, previsiblemente definitiva, que disminuye en un grado importante o anula la capacidad laboral de la persona.

La incapacidad permanente se clasifica, en función del porcentaje de reducción de la capacidad de trabajo de la persona, valorado de acuerdo con la lista de enfermedades aprobada reglamentariamente.

¿A qué esperas?
¡Tramítalo ahora mismo!

En tan sólo tres pasos tu trámite puede estar en manos de Tramia.

1Selecciona los servicios que necesitas: 2Facilítanos tus datos 3Dinos cómo podemos ayudarte